Blog

Cambio de Horario

Ya viene el cambio de horario, ¿Qué hacer con los niños?

El próximo domingo 1 de abril 2018 da inicio el horario de verano para en la mayor parte del territorio mexicano. Esto representa una hora más de luz que se verá impactada en nuestros niños. Como ya hicimos en el horario de invierno cuando hubo que retrasar una hora, aquí te damos algunos consejos para que este cambio sea gradual y que el ajuste sea en beneficio de todos, después de todo aquellos niños que solían levantarse a las 6 a.m., ahora lo harán a las 7 a.m., ¿nada mal, eh?

 

Horario de verano, bebé, bebé con reloj.

 

Una buena forma de preparar a nuestros niños para el cambio de horario es asegurarnos que tengan buenas siestas los días previos al ajuste del tiempo, revisen las publicaciones referentes a siestas que hemos subido.  Esto va a ayudar a que no estén molestos o irritables por la molestia que este movimiento implica.

Aquí recomendamos dos métodos a seguir para esta transición:

1.“No hacer nada”

Como ya mencionamos arriba, si tienes un niño muy madrugador, este es el método ideal.  Vivan el día normal, actúa como si no pasara nada.  Sigue la rutina de acuerdo al reloj, pero con la hora adelante; es decir ajustándote todas tus rutinas al nuevo horario

De esta manera:

  • El sábado en la tarde, adelanta todos los relojes después de que los chiquitos estén acostados.  Cambia TODOS los relojes en la casa al mismo tiempo. 
  • Continúa con el día normal el domingo.  Si tienes un niño que despierta muy temprano, ahora se levantará en una hora más decente.
  • Considera despertar a tu hij@ a las 7:30 u 8:00 a.m., para ayudarle a sentirse suficientemente cansado en la noche. Esto ayudará a mover las siestas más temprano; y se vayan ajustando al nuevo horario.
  • Deja horarios de comida, lunch y siestas en las horas que normalmente lo haces.  Al principio necesitarás ver el reloj para no retrasarte.
  • Trata que tu bebé se duerma en su “hora de diario” de acuerdo al horario de verano.  Considera que algunos bebés no estarán especialmente cansados a la hora de dormir de siempre con el nuevo horario, pues su cuerpito les dice que son las 6:00 p.m., no las 7 p.m.

Se flexible y paciente. Si de verdad lo necesitas, acompaña a tu hijo algunos días ayudándolo a conciliar el sueño en su nueva hora.

¿Ventaja de esté método de transición? Que cuando mucho, le deberá tomar una semana a tu hij@ ajustarse.

2. Alcanzar la “diferencia” del cambio de horario

Para algunos niños (especialmente los más bebés) hacer el movimiento de una hora será algo pesado y muy radical.  A lo mejor ya tienen un hora temprana para irse a dormir o no están haciendo buenas siestas.  ¡Tú conoces a tu niño y hasta le tienes miedo a como se pondrá esta semana ja ja!

En este caso, sugerimos un acercamiento que acortará este hueco de tiempo y minimizará la batalla a la hora de acostar y permitirá el ajuste también en sus horas de comida

En este método hay que adelantar la hora de acostarse 15 minutos cada dos día, dándole tiempo al niño de alcanzar la hora.  Por ejemplo si se duerme a las 7:00 p.m puedes ajustar el tiempo de acuerdo a tus necesidades.

De esta manera:

  • El lunes 26 de marzo, 6días antes de que cambie el horario, empieza a poner a tu hijo en la cuna/cama 15 minutos antes, ve recorriendo el tiempo 15 minutos cada segundo día hasta que alcances la hora completa.  Así que si tu bebé se duerme a las 7:00 p.m. ; el lunes y martes  duérmelo a las 6:45 p.m., el miércoles y jueves a las 6:30 p.m.; el viernes y sábado a las 6:15 y finalmente 6:00 p.m. el domingo.
  • Se súper consistente con los horarios de comida y sueño de tu bebé.  Esto significa que tendrás que mover todas las comidas, lunch y siestas, 15 minutos antes cada día; a partir del lunes.  Fíjate en el reloj para llevar correctamente el horario.  ¡No olvides despertar a tu chiquito un poco más temprano para ayudarle a esta transición de horario!
  • Después de una semana tu hijo deberá estar durmiendo a las 7:00 p.m. como solía hacerlo.
  • Ajusta las comidas, lunch y siestas al “nuevo horario” el mismo día que hagas el cambio final en la hora de dormir.
  • También puedes hacer este ajuste de manera menos gradual; ajustando los 15 minutos de manera diaria a partir del jueves 29.

La meta es llevar a tu hijo a su hora normal de dormir y meterlo en rutina.  Suele tomar hasta una semana.  Esto es porque el reloj interno de tu hijo está peleando para mantenerse en el tiempo actual. 

Tips extra que te serán de mucha utilidad:

  • Dale un baño de sol a tu hij@ en las mañanas durante el proceso de transición.  Si hace frío que sea a través de la ventana.  10 minutos son suficientes para un bebé y hasta 45 para un mayor a 18 meses.  Esto ayudará a resetear su reloj interno.
  • Instala cortinas que obscurezcan el cuarto.
  • Haz de las siestas una prioridad en esta transición. 
  • Mantén la consistencia siguiendo el reloj, no pierdas de vista las señales de sueño de tu niño.
  • Cuida las actividades de la tarde, que sean tranquilas, no tele o ipad que pueden estimular antes de la hora de dormir.

¡Disfruten estos días más iluminadosFuente: http://sleeplady.com/baby-sleep/21-tips-to-get-you-ready-for-daylight-savings-time/

Más artículos de tu interés

La importancia del sueño

¿Cómo desarrollar la inteligencia naturalista de tu hij@?

5 tips para un baño más seguro